Página principal

lunes, 5 de marzo de 2007

Grupo de Transexuales Ilota Ledo de Navarra emite comunicado y análisis de la Ley


Un análisis personal independiente de lo sucedido en relación a la ley de rectificación registral de la mención de sexo

Iván Garde-. Cuando no existe ambición política y si el compromiso en la mejora de la calidad de vida, y la convivencia pacifica ciudadana. El análisis de acontecimientos históricos vividos en primera persona en los últimos años y especialmente en las últimas semanas, difiere notablemente del trasmitido por quienes se encuentran en situaciones de dependencia a causas partidistas y electorales.

En estos momentos ser y sentirse libre de expresar un juicio personal, es un regalo para el espíritu, y el hacerlo, una necesidad conciliadora, de justicia, reconocimiento y celebración, de lo mas trascendente que a nuestro parecer han significado la sucesión de hechos y actitudes personales en relación a la aprobación de la llamada “ley de identidad de genero”, trascendente, no solo para nosotros, las personas transexuales, sino además, vital, para la salud política y social del país en el que vivimos, y de todos y cada uno de sus ciudadanos.

Lo mas saludable y digno de especial mención, por su trascendencia practica política y de esperanza en el futuro de nuestro país, es la unanimidad absoluta en el senado, a la aprobación, de la ley y su texto salido de la comisión de Justicia de esta cámara, y en honor a la verdad, la mecánica de nuestro poder legislativo, hizo que, aunque probablemente muy a pesar de algunos reaccionarios del partido en la oposición, esta ley en su conjunto, será aplicada también con su beneplácito. Esto implica en mi particular lectura, que a pesar de lo irracional y pueril que se nos muestra al conjunto de ciudadanos la lucha política, cuando se trata de dar solución a cuestiones de trascendencia, prima la cordura, el buen juicio y el consenso en una base de criterios realmente democráticos a favor de la ciudadanía.

Este ha sido el resumen de mis siete últimos años de activismo, balance tremendamente positivo, emotiva remuneración a la inversión económica y de trabajo. Cuando llegué a “la lucha por el reconocimiento de los derechos de las personas transexuales”, los míos, el panorama que me encontré era bastante desesperanzador, las asociaciones de transexuales existentes, luchaban desunidas, cada una por su lado, con criterios diferentes, objetivos distintos y las personas transexuales no asociadas, sufrían desinformación, abandono, desconfianza, miedo, marginación, agresiones de todo tipo a las que tenían que enfrentarse sin recursos y en soledad. Había también muchos profesionales interesados en ayudar a estas personas, pero sin ningún apoyo, ni recursos, y enfrentados a sus colegas, por el desconocimiento de parte de ellos, sobre la realidad de la transexualidad, y por la especulación de otros que querían aprovecharse de la indefensión y necesidad de atención a “cualquier precio” de personas transexuales desesperadas.

En unos años de trabajo conjunto, se consiguió la unión de todas las asociaciones en unas bases de reivindicaciones comunes, se consiguió un discurso general coherente, un lenguaje propio, una comunicación permanente, que ha dado como consecuencia el fruto que hoy celebramos, nuestro acuerdo ha contagiado a todas las fuerzas políticas, o al menos así es como yo lo quiero ver. Cada persona, cada asociación, mantiene sus diferencias, su propia identidad, tan solo el respeto a la natural diversidad, ha conseguido que todos nos enriqueciéramos del conocimiento del otro haciéndolo propio. Tan propio que ya no tenemos tan claro que nos distingue...y eso es valioso. Pues juntos podemos celebrar y vanagloriarnos del trabajo bien realizado...contagiemos a toda la sociedad, enseñémosles, que es posible defenderse sin atacar al otro, enseñémosles a unirse para vivir todos mejor, sin perder nuestra individualidad, reconozcamos el valor, la importancia de las diferencias, dejemos que cada cual ocupe el lugar que elige, sin denostar al otro para sentirnos mas, sino sepámonos iguales, respetemos su elección y aprovechemos las diferentes posiciones, para convivir en igualdad diversa, pues todos somos igualmente necesarios.

No esta todo conseguido, evidentemente, pero este paso, este gran paso, nos da la fuerza para seguir luchando, por la igualdad real, entre seres diferentes, una ambición clara que compartimos millones de ciudadanos de todo el mundo, y que poco a poco, sin duda, llegaremos a conquistar. Llegando a “dar la vuelta” a este orden social, que hemos establecido, tan agresivo e injusto con nosotros mismos, y lo haremos, gracias a la comunicación y al respeto que da la unión necesaria, para trabajar, cada cual en su área, por un planeta sano, en todos los sentidos, donde los seres humanos, como usufructuarios, tenemos que asumir la responsabilidad de cuidarlo y de cuidar de que así sea para todos, aprendiendo que el bienestar del otro redunda necesariamente en el nuestro propio. ¿Y no es exactamente eso lo que todos deseamos?

En estos días he podido constatar por su actitud, en la parte se desvela el todo, que aun con visiones diferentes, tras los partidos políticos, sobre todo en retaguardia, hay seres humanos, concienciados, comprometidos, trabajando por estos objetivos. Así pues, en el caso concreto que nos ocupa, es de rigor, reconocer su labor, agradecer sobre todo el esfuerzo por estudiar y conocer una realidad que les era ajena, de la que tenían ideas preconcebidas equivocadas, la transexualidad, y que una vez vista en su dimensión real, les ha llevado a tomar partido por defender la aprobación de unas bases legales justas de reconocimiento y amparo, que sin duda redundaran en medidas futuras de atención.

Por esto mi agradecimiento personal, no sin criticas, hacia el PSOE, ha sido dura, mas de lo debido en mi opinión, la negociación del texto definitivo del proyecto de ley presentado por el gobierno, en el que se nos permitió colaborar a las distintas asociaciones independientes de transexuales, y por supuesto a las dependientes y afines al partido.

Sin embargo, solo fueron recogidas, en su totalidad nuestras reivindicaciones, en las enmiendas presentadas por ERC y por IU en un primer momento, y mas tarde ECP, y con matizaciones, y diferencias ideológicas por el resto de grupos parlamentarios, GPSNV, GPSCIU, GPM en aquello en lo que se correspondían sus posturas, tenemos constancia y lo agradecemos profundamente, que el trabajo conjunto de la comisión de justicia del senado, fue intenso y apasionado, tanto es así, que se llego a consensuar un texto definitivo, el aprobado por todos los grupos sin excepción, lo que nos da garantías a futuro. Y el compromiso personal de varios diputados y senadores, a atender las reivindicaciones que no han sido aprobadas hoy, para que sean recogidas en futuros trabajos legislativos, como la modificación registral de extranjeros transexuales residentes en España, o la atención de los derechos de los menores transexuales y medidas de discriminación positiva laboral, nos da la confianza, de que se alcanzaran, en breve, como corresponde.

Iván Garde
Presidente de Ilota Ledo (Grupo de Transexuales, amigos y familiares de Navarra)
Ilota Ledo