Página principal

miércoles, 23 de mayo de 2012

UGT-País Valenciano denuncia que el 90% de las personas transexuales no tiene acceso al mercado laboral


Pepa Llorca, secretaria de política social de la UGT-País Valenciano, incidió en la importancia de la educación para erradicar los estereotipos que conducen a los prejuicios contra este colectivo

Ayer, la Casa del Pueblo de la UGT en Valencia acogió la presentación de la campaña que está llevando a cabo el colectivo Lambda para sensibilizar de la problemática laboral de las personas transexuales y cambiar la cifra que dice que el 90% de estas personas no encuentra trabajo, debido entre otras cuestiones a los prejuicios, los estereotipos asociados a la intolerancia.

Durante la presentación, Pepa Llorca secretaria de política social de la UGT-PV incidió en la importancia de la educación para erradicar esas visiones deformadas de la realidad que, desde los estereotipos, conducen a los prejuicios y recordó que los avances en materia de igualdad deben ser siempre apuntalados, ya que en situaciones de crisis corren el riesgo de perderse.

En este sentido, recordó las modificaciones que se han producido en las últimas fechas respecto a la asignatura de educación para la ciudadanía, donde los contenidos relacionados con la erradicación de la transfobia han sido eliminados, pues para los actuales gobernantes no estamos ante un problema contra el que se debe actuar. Llorca reiteró que es preciso concienciar a todas las personas de que la igualdad es un valor en sí mismo y que la discriminación que padecen estas personas en el mercado laboral debe ser erradicada.

Por su parte, Ana Descals del colectivo Lambda matizó que, si bien durante la preparación de esta campaña, se calculó que el 70% de las personas transexuales no tenía acceso al mercado laboral, esa cifra se ha incrementado con la crisis económica, un cifra que actualmente debe rondar el 90%. Descalas quiso agradecer a la UGT-PV su interés por esta iniciativa, ya que sensibilizar es la labor más importante para poder quitar estigma y miedos a los hombres y mujeres transexuales.

La campaña se dirige al mundo laboral, ya que sobre todo las mujeres nunca han tenido acceso al mercado laboral. Hay prejuicios en el empresariado, incluso, se han dado casos en que cuando una persona ha comenzado el proceso con hormonas o cirugía ha sido despedida, señaló Descals.

La Universidad de Málaga realizó un estudio sobre las personas transexuales que constata la discriminación social y laboral de este colectivo. Lo que ha dado pie a una guía para informar de qué es la transexualidad, cómo se trata y sobre las demandas de estas personas, sobre todo en lo relativo a la salud, los derechos laborales y la educación en la diversidad. En este sentido, Ana Descals recordó que una de las reivindicaciones del colectivo es lograr una Ley Integral que abarque todos los ámbitos que afectan a la vida de las personas transexuales.
-------------------------------
* TRANSEXUALIDAD-EUSKADI, lleva desde el mes de febrero intentando contactar con la Responsable de Igualdad de UGT-Euskadi, pero se nos dan largas de forma continuada.

martes, 22 de mayo de 2012

EUROPA LAICA INSTA A TODOS LOS DIPUTADOS Y DIPUTADAS A QUE APOYEN LA ENMIENDA A LOS PGE PARA 2012, PRESENTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO “LA IZQUIERDA PLURAL”


EUROPA LAICA INSTA A TODOS LOS DIPUTADOS Y DIPUTADAS A QUE APOYEN LA ENMIENDA A LOS PGE PARA 2012, PRESENTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO “LA IZQUIERDA PLURAL” DONDE SE REQUIERE:

- QUE EN 2012, SE REBAJE EN UN 20% LA ASIGNACIÓN DEL IRPF A LA IGLESIA CATÓLICA

- QUE SE DETERMINE UN CALENDARIO, PARA LA TOTAL AUTOFINANCIACIÓN DE LA IGLESIA CATÓLICA, COMO MÁXIMO HASTA EL 31 DE DICIEMBRE DE 2014.

- QUE SE ELIMINEN TODOS LOS BENEFICIOS FISCALES DE LOS QUE DISFRUTA LA IGLESIA CATÓLICA Y, EN SU CASO, OTRAS CONFESIONES, INCLUIDO EL IMPUESTO DE BIENES INMUEBLES (IBI)

El debate de los Presupuestos Generales del Estado para 2012, que esta semana va al Pleno del Congreso de los Diputados, lleva una enmienda presentada por el Grupo Parlamentario de IU, ICVEUiA, CHA, que obtuvo un amplio respaldo en Comisión, aunque no fue aprobada por la mayoría que impuso el Partido Popular y otros.

En esta enmienda, la 1725, se solicita rebajar para este año un 20% del dinero procedente del impuesto de la renta, que recibe en la iglesia católica para financiar el culto, el clero y el proselitismo religioso en la línea de recortar gastos que el Gobierno ha establecido, sobre todo en sanidad, educación, ciencia y tecnología, servicios sociales, obra pública y fomento del empleo y a todos los colectivos sociales que reciben subvenciones del estado y las CCAA. Si no se acepta sería el único colectivo, la iglesia católica, que no recibe recortes. Hecho realmente escandaloso.

Además esa enmienda expresa la voluntad para que a 31 de diciembre de 2014 la iglesia católica se autofinancie, como así se comprometió en los Acuerdos del Estado español con la Santa Sede de 1979. También que paguen el Impuesto de Bienes Inmuebles y otros de los que están exentos.

Europa Laica la semana pasada presentó en el Congreso de los Diputados más de 33.000 firmas de ciudadanos y ciudadanas (firmas que se siguen recogiendo en la web: Europa Laica), cuya petición se concreta en: Que se suprima de la Ley de Haciendas Locales, la exención del IBI y de otros impuestos a la iglesia católica y otras confesiones religiosas, así como a sus organizaciones y centros de enseñanza y de proselitismo religioso, al mismo tiempo que se inste a los municipios a que hagan un censo, de los bienes rústicos y urbanos que están registrados a nombre de la iglesia católica y sus asociaciones, fundaciones, etc. y de otras confesiones religiosas. Que el poder legislativo autorice al Gobierno a que se deroguen los Acuerdos del Estado español con la Santa Sede de 1979, especialmente y en este caso el de Asuntos Económicos, por el incumplimiento permanente por parte de la iglesia católica, que en el apartado 5 del artículo II de dichos Acuerdos, mostraba “su propósito de lograr los recursos suficientes para la atención de sus necesidades”, en suma se comprometía a la autofinanciación. En consecuencia se elimine del impuesto de la Declaración de la Renta del año 2012 (a realizar en 2013), la casilla de asignación a la iglesia católica y dada la grave situación económica que atravesamos se suprima la asignación para 2012 que figura en los PGE que están a debate.

Europa Laica seguirá defendiendo la no confesionalidad del estado español, luchando para que iglesia católica y las demás confesiones religiosas se autofinancien, eliminando los privilegios económicos y de otros tipos que tiene la iglesia católica y en algunos casos otras confesiones.

jueves, 17 de mayo de 2012

17 MAYO DÍA INTERNACIONAL CONTRA LA TRANSFOBIA, LESBOFOBIA, HOMOFOBIA.

17 MAYO DÍA INTERNACIONAL CONTRA LA TRANSFOBIA, LESBOFOBIA, HOMOFOBIA.




LAS ACTITUDES TRANSFOBICAS, HOMOFOBICAS, LESBOFOBICAS 
¡¡ MATAN !!

lunes, 14 de mayo de 2012

Asociaciones de Personas transexuales de todo el Estado Español queremos saludar dos medidas que se han tomado en Argentina para combatir la transfobia y el reconocimiento legal de la Identidad Sexual

Celebramos los avances en Argentina que suponen la equiparación en el camino hacia la Igualdad Legal y real de las mujeres y hombres transexuales.

La ley de Identidad de Género aprobada por el Senado de argentina, por amplia mayoría, autoriza a transexuales a registrar sus datos con el sexo sentido, tras haber sido votada en primera instancia por la Cámara de Diputados en noviembre. La iniciativa obtuvo 55 votos a favor, una abstención y ninguno en contra.

Desde España, valoramos positivamente el que no sea necesario ni un diagnóstico psicológico de disforia de género, ni ningún tiempo de tratamiento hormonal para poder acceder al cambio registral, sin tratar a las personas transexuales como enfermas mentales. Así mismo incorpora el tratamiento sanitario completo en la sanidad pública y gratuita Argentina.

Con esta iniciativa legal y la inclusión en el Código Penal del delito de feminicidio (aprobada por unanimidad el pasado 18 de Abril por la Cámara de Diputados), con la incorporación expresa de la identidad de género como causas del femicidio, se consiguen avances que tienen una especial relevancia para las mujeres transexuales.

No hay que olvidar que la proporción de asesinatos y agresiones es muchísimo mayor en el caso de las mujeres transexuales que en el de las mujeres cisexuales (no-transexuales), tanto en Argentina, como en el resto del mundo, y que la mayoría de los países que se dicen "avanzados" (entre ellos el estado español) ni siquiera incluyen la transfobia como delito o agravante, ni el femicidio. Incluso en muchos de ellos no cuentan como violencia de género la violencia ejercida contra las mujeres transexuales.
La vulnerabilidad del colectivo de personas transexuales sufre las mas altas cotas de discriminación y con ello la exclusión social y laboral, siendo además de manera permanente objeto de agresiones psiquicas, verbales y físicas, lo que hace imprescindible la inclusión de la Transfobia como un agravante en el Código Penal.

Instamos a los Gobiernos del mundo a que legislen para garantizar los Derechos Humanos y la no discriminación de las personas transexuales, especialmente al Gobierno de España, para que modifique la Ley 3/2007 (Ley de Identidad de Género), suprimiendo de la misma, la exigencia de diagnostico de “Disforia de Género”, los dos años de tratamiento hormonal y que incluyan a las/os menores que cuenten con el apoyo de sus tutores.

También demandamos que la atención integral a las personas transexuales sea una realidad en todas las Comunidades Autónomas del Estado Español, como un elemento mas de no discriminación.


FIRMAN LAS SIGUIENTES ASOCIACIONES:

AET-Transexualia (Asociación Española de Transexuales), Madrid

AnDICfam (Asociación para menores con discordancia de identidad sexual congénita), Catalunya

Asociación Aperttura, Tenerife

ATA (Asociación de Transexuales de Andalucía- Sylvia Rivera), Andalucía

ATC-Libertad (Asociación de Transexuales de Catalunya), Catalunya

FIG (Fundación para Identidad de Género), Catalunya

El Hombre Transexual (H.T.), Madrid

Ilota Ledo “Grupo de transexuales amig@s y familiares de Navarra”; Navarra

Transexualidad-Euskadi (Asociación de Personas Travestis, Transexuales y Transgénero de Euskadi) País Vasco

Transifam (Asociación Catalana Atención a personas transexuales y familiares), Catalunya

Tranzandpeople (Asociación Catalana de personas transexuales, familiares e inmigrantres), Catalunya




¿Qué pasó con la T?



Por Marlene Wayar

El fulgor del festejo no impide reflexionar sobre la letra chica de la ley. Los casilleros de Hombre/Mujer siguen inamovibles tanto en la vida cotidiana como en las opciones que presenta el documento de identidad. La identidad travesti y trans queda, al menos en los papeles, sin palabra.

La ley ya ha sido, felicitaciones a quienes con más esfuerzo han trabajado por conseguirla, saludos a quienes articulamos para lograrla, y muchas gracias a quienes acompañaron solidariamente.

Ahora bien, vamos por el impacto concreto. Esta es una ley para quienes quieran sostener la normalidad hombre-mujer y a quienes tenemos un techo más alto nos deja en donde estábamos, o mejor dicho nos extorsiona a normalizarnos en estas únicas categorías.

Cada compañerx que hace el cambio en el DNI estará des-inscribiéndose de una identidad trans para un Estado que lx leerá como eso que dicen que lx identifica “hombre” y “mujer”. Quienes nos propongamos otrxs, y sobre todo en la arena política, tendremos que seguir demandando una manera en que el Estado nos lea. Es tan simple como que si muero y mi lápida coincide con los datos que hoy figuran en mi DNI, sería un hombre y mi identidad estará vulnerada seriamente; si hago el cambio en mi DNI y tanto en mi lápida como en él figuran los nuevos datos Marlene Wayar sexo femenino, estarían vulnerando mi identidad travesti (trans) de modo no menos serio.

Vulnerándola yo primero y recién luego el Estado, un Estado que nos ha reconocido de manera rápida, si una piensa desde la primera resolución del Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires en articulación con MAL (Diana Sacayán y el ministro Mate), que se ha ido replicando en otras instituciones nacionales y provinciales donde instituciones de salud, de educación y en otros casos toda la administración estatal reconocen el nombre y género asumido como legítimo en el trato cotidiano.

Así las cosas, las travestis podemos relacionarnos visibles (política y corporalmente) sin mayores problemas con el Estado. Lxs transexuales podrán hacerlo relacionándose desde la invisibilidad hombre-mujer (política y corporalmente) sin inconvenientes o con herramientas legales para denunciar irregularidades.

¿Cuál es el problema con legitimar las categorías H y M? Que una identidad queda finalmente cancelada, no existe lo travesti o trans. ¿Qué nos solicita esta ley? Que dejemos de ser eso que somos y que debería ser reconocido como nuestra identidad. Si lo pasamos a otras identidades colectivas sería como si a las personas afrodescendientes se les pidiera que maquillen su negritud para evitar el racismo o si personas judías tuvieran que parecer cristianas y vivir de modo oculto su religión para no ser víctimas del antisemitismo.

¿Y si se nos nota lo travesti? La culpa es nuestra por el mal o poco esfuerzo en parecer lo que decimos ser. La expulsión del hogar, el acoso escolar, el hacernos sentir vidas ilegítimas, el acoso policial, la discriminación laboral no tendrán sustento en casos de discriminación por ser trans, pues el/la otro/a que nos discrimina tendrá como argumento que somos M o H según el DNI exhibido.

Como antecedente para resguardarnos sólo tenemos la resolución de la Corte Suprema Justicia de la Nación en el fallo que diera entidad al reclamo de Alitt por el derecho a conformar personería jurídica y trabajar con el objeto de reconocimiento de la ciudadanía travesti.

Esta ley sólo resguarda a transexuales y en ese sentido es clasista. ¿Quiénes sostienen esa identidad en Argentina? Una pequeña porción que va desde una millonaria Flor de la V hasta un número reducido de personas con trabajo formal en diferentes institutos del Estado y un aún menor número de personas de clase media urbana que tiene apoyo económico familiar dentro de las feminidades trans, mientras que en el campo de las masculinidades en la realidad son en su mayoría universitarios (en carrera o egresados), con una evidente distancia económica con las travas en situación de prostitución incluso en sus posibilidades de intervención a nivel latinoamericano e internacional. La misma Lohana Berkins tiene mayores posibilidades desde las organizaciones y financieras internacionales de mujeres antes que las Gltttbi, sigla ya amputada GLTB, en esa sola T estamos todxs simplificadxs por la universalidad primermundista/capitalista y en ello negada la praxis travesti, niña, latinoamericana, prostituida, pobre, migrante, privada de educación, travesti que a la postre es la más extendida a nivel regional. Las travas sólo podemos aspirar a proyectos de prevención en VIH como multiplicadoras, mientras las masculinidades trans tienen incidencia política y acceso a cargos jerarquizados.

¿Cuáles eran las opciones? Según mi deseo agregar una T, que reconozca nuestro trabajo en la construcción de una identidad complejísima, el recorrido hacia ello, la memoria, el cómo hemos sorteado los obstáculos para superar los 36 años de promedio vital, cómo nos hemos sobrepuesto a la muerte de tantas amigas, la cultura producida, los conocimientos propios y este primer objeto de arte que somos y que pugna por reconocimiento que nos deje instaladas en la redistribución de la riqueza de la que somos eternas excluidas.

¿Quitar las categorías HMT? Sí, pero es más ventajoso para hombres y mujeres, nosotras –creo– aún tenemos que terminar de definirlo de modo consensuado en un diálogo democrático que necesita de sostén económico y paz para el encuentro sin imposiciones en nuestra agenda. Todavía hay algo muy radical en lo travesti para defender con orgullo, aunque según esta ley ser eso da vergüenza.

Las travestis siempre estuvimos aquí



Por Lohana Berkins

La sensación es la de estar viviendo un hecho histórico: se aprobó la ley reparatoria más importante para una de las comunidades más discriminadas, más segregadas, más olvidadas, que padeció con todos los gobiernos regímenes de amnesia programad

Nadie puede patentar este triunfo porque esta ley tiene una historia que arranca desde la creación del Estado argentino. Las travestis no somos una cuestión de esnobismo, ni de posmodernismo, ni de estudios culturales: estuvimos acá desde siempre. Estuvimos en todos los lugares y en todos los hechos poniendo el cuerpo. Somos la escoria que nadie quiere ver y que se intenta ocultar a través de zonas rojas, de “mándenlas a la orilla del río”, de la condena a la prostitución como única forma de supervivencia. Somos una identidad cloacalizada que recibe la mierda del resto de la sociedad. No podemos estar paradxs ahora donde estamos sacudiendo esta bandera de alegría inmensa sin recordar todas esas sonrisas, esos golpes compartidos, todos los insultos que vertieron sobre nosotras. La muerte de muchísimas compañeras por causas evitables es lo que más bronca me da cuando miro para atrás. La discriminación cuando deja de ser sólo un verbo, una palabra, también mata.

Cuando esta ley se aprobó en las dos comisiones conjuntas del Senado, festejamos, saltamos, brindamos. Volví a mi casa muy emocionada. Pero recién cuando me senté en el sillón y todo quedó en silencio, sentí una absoluta soledad. El vacío del cuarto. En ese momento me hubiese gustado que sonara el teléfono y escuchar del otro lado a tantas amigas que no están. Que mi amiga Valeria me llame y me diga en su tono salteño, como el mío: “¿Qué ha pasao, marica? ¿Qué ha pasao?”. Estaba todo, pero me faltaba esa frase. Y me vino a la memoria otra amiga que seguro hubiese empezado a gritar: “¡Copeteo! ¡Copeteo!”, que es el júbilo de las travas cuando empezamos a embriagarnos. Me faltó la famosa frase: “¡Ahí viene la cana, marica!”, para salir corriendo. Esas y tantas otras voces ausentes. Y los años pasaron sin que todavía pueda darme una explicación de por qué nos encarcelaban, por qué fui expulsada de mi familia, por qué se me negó el acceso a la escuela. En términos de militancia y lucha, no teníamos una formación o un grupo de pertenencia que nos contuviera, como ahora. Eramos nosotras y nuestro cuerpo ahí puesto recibiendo todo. Esto lo contamos, no para regodearnos en el sufrimiento sino para que tomemos dimensión de cómo, desde el año 2003, nosotras vivíamos en un apartheid. La casa siempre se reservaba el derecho de admisión o, si no, nosotras mismas nos autoexcluíamos antes de soportar un vergüenzón. Sabíamos que iban a llamar a la policía para que nos llevara, mientras hoy tenemos una travesti policía.

Que nosotras hayamos sido invitadas a la Casa de Gobierno a sentarnos a la mesa democrática para saber de qué se trata era impensable (no tantos) años atrás. Es inmensa la satisfacción que me produce saber que miles de niñxs travestis van a poder plantear su identidad sin ser violentadxs. No porque la discriminación vaya a desaparecer pero, por lo menos, va a haber un Estado que va a resguardar. Van a poder dialogar con otras sexualidades, construir su cuerpo sin la violencia y la marginalidad que pasamos nosotras.

El travestismo, con esta ley, deja de ser un crimen. El Estado reconoce y tensiona, así, el concepto de temporalidad, corporalidad, sexualidad, identidad. La ley provoca un cambio profundo porque, históricamente, los medios masivos de comunicación nos han asignado sólo lugares como las páginas policiales, los sensacionalismos, nos han usado siempre de forma bufonesca. Siempre se resalta de manera peyorativa nuestra hiperfeminidad o nuestra genitalidad, comparándonos por ejemplo con jugadores de fútbol. Siempre se cae en esos modos de discriminación. Esta ley es parte de la batalla cultural que hay que dar. Creo que hasta puede ayudar a replantear el concepto de “víctima” que circula en los medios con esa expresión tan infeliz como “murieron víctimas inocentes”. En esa dicotomía, el lugar de las víctimas “culpables” quedaba reservado a los negritos, las travestis, los villeros.

No es que a mí ahora se me dé por sentirme mujer. Yo soy Lohana Berkins. Siempre he sido y seré Lohana con o sin DNI. No es una cuestión de coquetería o la formalidad de un papel. Es atacar una cuestión medular: poner en la mesa la discusión sobre qué es la ciudadanía, quiénes componemos el Estado-Nación y qué porosidades existen ahí. No es que la semana que viene voy a declararme mujer, sino que voy a seguir teniendo un DNI que me va a poner dentro de la ficcionalidad (exitosa) de la ley. Pero la ley no borra ni mis prácticas, ni mi historia, ni mis dolores, simplemente me pone bajo cierto resguardo del Estado. Lo importante es que no perdamos por eso el valor crítico de nuestra diferencia. Lo que va a cambiar es un status jurídico, pero la construcción de nuestra identidad va a seguir pugnando en otros sentidos.

Otra cuestión fundamental es cómo esta ley ayuda a impedir a los fundamentalistas religiosos que conviertan en crimen un pecado. En todo caso, que vayan a administrar el pecado para quienes crean en esos dogmas religiosos, pero no para el conjunto de la sociedad. En realidad, la beneficiaria de esta ley es la sociedad entera, que va a poder mirar con orgullo este avance de los derechos humanos.

Uno intenta, ahora, anteponer la razón, pero el corazón siempre termina ganando, sobre todo en un país donde todavía hay tantas heridas sin sanar. Poder tener un documento que diga quiénes somos, que nos pongan un status de sujetxs políticxs es un avance muy profundo. Ese triunfo se festeja con mucha insolencia: ¡mucho escándalo y mucha furia travesti!

La mejor del mundo



Por Diana Sacayán

Más allá de la tendencia que tenemos a creernos los mejores, esta ley de identidad redactada en la mesa de la militancia travesti y trans resulta superior a legislaciones vigentes en otros países, y ya es considerada una de las mejores políticas públicas con perspectiva de derechos humanos.

Y sí, es la mejor ley de identidad de género de la que se tenga registro. Basta con mirar la ley de Uruguay, con su criterio patologizante que obliga a reconocerse como unx enfermx. Tanto la ley uruguaya como la española exigen pasar por un proceso de hormonización durante dos años para poder acceder a los beneficios. La nuestra no: nadie va a ser obligado a tomar hormonas, ni hay que reconocerse en enfermxs, ni pasar por un proceso psiquiátrico. Casi todas las travestis vivimos en la pobreza, padecemos la falta de acceso a la educación, a la salud. Por eso se hizo hincapié en este punto de que el trámite no sea engorroso, burocrático. Es una ley que no sólo va a reconocer al nombre como pilar de la identidad. La identidad está constituida por muchos más elementos. A mí, por ejemplo, me identifica vivir en Laferrère, tener una identidad atravesada por la miseria. O recursos a los que la mayoría de las travestis recurrimos cuando tuvimos la necesidad de adecuar nuestro cuerpo a nuestra identidad de género, como aplicarnos silicona industrial. Esta ley vino a resarcir nuestros derechos negados: a la salud, a la tecnología biomédica, etcétera.

Nuestra comunidad ha atravesado una vida de persecución y hostigamiento no sólo durante la dictadura militar sino cuando fuimos víctimas de los códigos contravencionales en democracia, que sirvieron de herramientas para castigar y encarcelar a travestis en situación de prostitución. El Estado, hasta ahora, no había hecho nada para garantizar cuestiones básicas como que podamos acceder a la educación y la salud. Esto es hablar de derechos humanos, es poder hacer una articulación desde la sociedad civil y el Estado, y sentarnos en la mesa a pensar, redactar e idear políticas de inclusión para el colectivo travesti, transexual y transgénero. Esto no viene solo, también hemos avanzado junto al Ministerio de Trabajo en estrategias para darle a nuestra comunidad alternativas a la prostitución. Esto es un proceso global y hubiese sido imposible si nuestro movimiento no se hubiera politizado, si no hubiéramos entendido desde el primer momento que nuestros reclamos no son parte de los derechos civiles sino humanos. A diferencia del Matrimonio Igualitario, esta ley junto a la de despenalización del aborto son derechos humanos porque están en juego la vida, en un contexto de una agenda política favorable para realizar estos avances.

En estos días estoy colmada de emociones. Me vienen a la mente recuerdos tremendos de persecución y maltrato, incluso en plena democracia, pero que van a pasar a convertirse en parte del pasado oscuro. Corrimos demasiados riesgos abandonadas en las calles y en las cárceles. ¿Quién puede no asombrarse del abandono de una niña de trece? ¿Quién no se conmueve con que haya niñas travestis prostituyéndose, cambiando sexo por un poco de sandwich? Y sin embargo, todo eso sucedió. La sociedad y sus funcionarios hicieron la vista gorda. Hoy, toda la alegría de tener por fin la ley no puede despegarse del recuerdo de las noches frías en los calabozos y de tantas muerte evitables. Para todas ellas va dedicada esta ley, este acto de justicia.

Argentina aprobó la ley de identidad de género

El Senado argentino aprobó el pasado miércoles 9 de mayo, por amplia mayoría la ley de identidad de género, que autoriza a sus ciudadanas y ciudadanos a registrar sus datos en los documentos públicos con el sexo acorde a su imagen social independientemente de la morfología de sus genitales.

Esta nueva ley determina por identidad de género a la "vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente, la cual puede corresponder o no con el sexo asignado al momento de nacimiento, incluyendo la vivencia personal del cuerpo". Por ello establece que toda persona puede solicitar la rectificación registral del sexo y su cambio de nombre e imagen cuando no coincidan con su identidad de género autopercibida.

Una vez que entre vigencia, el cambio de sexo ya no necesitará el aval de la justicia para ser incluido en el carné de identidad, mientras que las prestadoras sociales deberán incluir las operaciones y tratamientos para la adecuación del cuerpo.

Cientos de activistas de los colectivos de travestis y transexuales celebraron la votación de la norma frente a la sede del Congreso. El presidente de la Comunidad Homosexual Argentina, César Cigliutti, manifestó: La ley es "otro paso gigantesco e histórico en nuestro extenso trabajo por los derechos de nuestra comunidad. Las personas transexuales merecen que la sociedad las nombre y trate de acuerdo a su identidad de género autopercibida".




lunes, 7 de mayo de 2012

Europa Laica entregará 33.500 firmas en el Congreso. Que la iglesia pague el IBI


El próximo miércoles 9 de mayo, a las 11 horas, con motivo del debate de los Presupuestos Generales del Estado de 2012, Europa Laica entregará en el Congreso de los Diputados 33.500 firmas.
 
Se reclama la derogación de los Acuerdos con la Santa Sede, que todas las confesiones paguen impuestos (y especialmente el Impuesto de Bienes Inmuebles), que se anule la asignación tributaria de la renta a la iglesia católica y que las confesiones religiosas se autofinancien
 
El déficit presupuestario y la caída de la actividad económica y productiva en España, es consecuencia de una deficiente gestión de las instituciones públicas, del expolio desarrollado por los mercados financieros, los especuladores y los bancos, de la permisividad para la circulación de dinero negro y por la injusta aplicación de la fiscalidad y por el enorme fraude fiscal existente. Todo ello recae, sobre las espaldas de la ciudadanía, sobre todo la que está en mayor dificultad social, que sufre, por un lado, un tremendo y angustioso paro (especialmente entre los más jóvenes), con el consiguiente aumento de la pobreza y, por otro lado, un peligroso recorte de innumerables y básicos derechos sociales. Para paliar el déficit, el Gobierno rebaja el presupuesto en Educación y Salud Públicas, en Ciencia y Tecnología y en Servicios Sociales, se bajan los salarios y las pensiones, se aprueban normas para que aumente la precariedad laboral y, en materia de impuestos, se aumenta el IRPF, el impuesto de bienes inmuebles (IBI), se anuncia el aumento del IVA, se suben los precios públicos, como el transporte y no se persigue el fraude fiscal.

A esta injusta y gravísima situación, se le suman las enormes exenciones fiscales de las que disfrutan diversas entidades, en especial la Iglesia Católica española, que suman varios miles de millones de euros

Contenido de las propuestas:

EUROPA LAICA EN NOMBRE DE LAS PERSONAS FÍSICAS FIRMANTES, CUYA RELACIÓN SE ADJUNTA, PROPONE AL PODER LEGISLATIVO, LAS SIGUIENTES MEDIDAS:

1-Que se suprima, para el ejercicio de 2013 de la Ley de Haciendas Locales, la exención del IBI (impuesto de bienes inmuebles rústicos y urbanos) a la Iglesia Católica y otras confesiones religiosas, así como a sus organizaciones y centros de enseñanza y de proselitismo religioso.

2-Que se inste a los municipios a que hagan un censo, de los bienes inmuebles rústicos y urbanos que están censados y registrados a nombre de la iglesia católica y de otras confesiones religiosas.

3-Que el poder legislativo autorice al Gobierno a que se deroguen los Acuerdos del Estado español con la Santa Sede de 1979, especialmente y en este caso el de Asuntos Económicos, por el incumplimiento permanente por parte de la iglesia católica, que en el apartado 5 del artículo II de dichos Acuerdos, mostraba “su propósito de lograr los recursos suficientes para la atención de sus necesidades”, en suma, se comprometía a la autofinanciación. Por lo tanto que se suprima de la Declaración de la Renta, a partir de 2012, la casilla de asignación a la iglesia católica. Y que dada la grave situación económica que atravesamos se retire de los PGE para 2012 la Disposición Adicional Séptima que fija la cantidad a entregarle a cuenta por dicho ejercicio.

*La Campaña de recogida de firmas continúa abierta.… Puedes firmar, si aún no lo has hecho y difundir entre tus contactos. Más información en: www.laicismo.org y a través de europalaica@europalaica.com 

Se entregará posteriormente al Gobierno y a la Federación Española de Municipios y Provincias